domingo, 26 de abril de 2009

Cómo detectar las frases.

Los músicos y los productores son de gran utilidad, puesto que sitúan “pistas” que nos indican el final de una frase y/o el inicio de otra. En los discos procura identificar lo siguiente.

- Un golpe de platos, o crash.
- Un golpe de platos aspirado o invertidos (“sshhuuuuppp”).
- Otro sonido que se construya hasta alcanzar un clímax repentino como, por ejemplo, un sonido de sintetizador, una explosión, etc…
- Golpes de la batería o redobles extras de la percusión en el último compás de una frase.
- Un instrumento que finaliza un solo o un vocalista que termina de cantar la estrofa o el estribillo.



La música de baile está construida sobre un entramado de ocho compases. Tus discos están construidos a partir de pares de frases de cuatro compases.

Cómo sincronizar frases
Hay que mezclar de forma que no se rompan las frases musicales de los discos. Si se corta una de ellas por la mitad o se inicia la mezcla en una frase, solo conseguiremos una mezcla poco estética y que desorientará a la gente que está bailando en la pista. Así que nos aseguraremos de sincronizar las frases de ambas canciones a tiempo cuando empiece la mezcla.

EJERCICIO.
Haz la preescucha del disco entrante para que su primer compás coincida con el inicio de una frase.
Inicia la frase al principio de una frase del disco saliente.

De conseguirlo, los dos discos se escucharán conjuntamente a lo largo de una misma estructura, y sus “acontecimientos” musicales estarán en sincronía. De no ser así, la mezcla resultante será confusa.

No hay comentarios: